Pan dulce trenzado tipo Challah (Jalá)


Pan dulce trenzado tipo Challah


2 horas | 1 pan de 1,2 kg.


Este pan dulce trenzado me llena de recuerdos de mi niñez. Recuerdo muy bien los desayunos del sábado como mi abuelo materno, que era apicultor, buscaba su mejor miel para celebrar el momento en el que se comía este delicioso pan dulce.

El ritual de mi abuelo era trocear el pan con las manos y lo introducía en un tazón gigante con café con leche. Era muy importante que los trozos no se hundieran en el café y que cada trozo fuera decorado con unas gotas de la riquísima miel de su mejor cosecha.

Esta tradición se ha mantenido en el tiempo y todavía mi padre con más de 80 años hornea este pan al menos una vez al mes, aunque mis padres no se lo comen en el desayuno, sino a la hora de la merienda con una rica mermelada hecha en casa.

Espero que esta tradición siga viva y pase a los nietos y bisnietos.

Este pan dulce trenzado o Hefezopf, como se llama en alemán, es una receta tradicional de la región de Suabia en donde nací y se caracteriza por tener una miga dulce, muy suave y esponjosa. En Israel este pan dulce trenzado, es denominado pan Challah o Jalá y está ligado a la religión judía. Es tradición comerlo en el Sabbat y en días festivos tradicionales, aunque para estas fechas religiosas se sustituyen los productos lácteos por agua y aceite.


INGREDIENTES:

  • 600 gr. de harina de trigo todo uso (preferiblemente harina de fuerza)
  • 40 gr. de levadura fresca o 1½ sobre (7 gr. el sobre) de levadura seca de panadería
  • 60 gr. de azúcar
  • 3 cucharaditas de lecitina de soja granulada o 1 huevo grande entero (la lecitina de soja se utiliza para los intolerantes al huevo y sirve como sustituto al huevo. Por otro lado, la lecitina aporta durabilidad al pan)
  • 100 gr. de mantequilla a temperatura ambiente
  • 6 gr. (1 cucharadita) de sal
  • 250 ml. de leche a temperatura ambiente
  • 125 ml. de agua a temperatura ambiente
  • 200 gr. de pasas o cranberries o gotas de chocolate
  • harina de trigo para amasar
  • leche tibia o nata para pincelar el pan

Tabla de equivalencias tazas a gramos y viceversa.


PREPARACIÓN:
En un recipiente pequeño colocamos la levadura fresca o levadura seca, dos cucharaditas de azúcar, dos cucharadas de harina de trigo, el agua, revolvemos y dejamos reposar por unos 15 minutos. Veremos que la levadura empieza a tener actividad, comienza a crecer, genera bastante espuma y se convierte en una crema. Si esto no pasa, significa que la levadura está vencida y debes comprar nueva.

La lecitina de soja normalmente viene granulada y la tenemos que pulverizar con la ayuda de un mortero o de un molinillo.

En un bol grande mezclamos la harina de trigo, el azúcar, la mantequilla a temperatura ambiente, la lecitina de soja pulverizada (o el huevo), la leche, la sal, la mezcla de levadura y con la ayuda de una amasadora eléctrica, integramos todos los ingredientes y amasamos durante 8 minutos a velocidad media. Es recomendable no poner toda la leche de una sola vez, ya que las harinas tienen diferentes capacidades de absorción de líquido. Siempre es más fácil corregir con líquido envés de usar harina, lo cual podría desbalancear la fórmula.

Esta masa también es fácil de amasar a mano. Aquí te dejamos videos para amasar masa sólida y compacta, y para masas suaves con la técnica del amasado Bertinet.

Se formará una bola compacta. La masa debe quedar lisa, sedosa y brillante.

Agregamos las pasas y seguimos amasando hasta que las pasas estén bien distribuidas e integradas en la masa.

Dejamos fermentar tapada con un trapo de cocina limpio o con film plástico de cocina en un lugar tibio (27˚C / 80ºF). La masa doblará su volumen. Este procedimiento garantiza que la masa no se resquebraje y permanezca húmeda y brillante.

Colocamos la masa sobre la encimera de la cocina y aplastamos cuidadosamente para desgasificar la masa. Esto es importante para que la masa expulse el CO2 y la levadura pueda levar de nuevo.

Dejamos reposar nuevamente tapada durante otros 15 minutos. Este paso es importante para que la masa se relaje y sea más fácil de formar. Si ves que tu masa hace mucha resistencia, déjala reposar unos 10 minutos adicionales.

Pasado el tiempo, formamos un cilindro con la masa y la dividimos en tres partes del mismo peso.

Extendemos cada pedazo formando tres cilindros del mismo largo y del mismo grosor (4 a 5 cm).

Colocamos los tres cilindros uno al lado del otro y comenzamos a trenzarlos. Como alternativa te dejamos un enlace para formar una trenza de 4 cabos.

Colocamos el pan trenzado en una bandeja para hornos previamente preparada con papel antiadherente para hornos y dejamos fermentar tapado con un paño de cocina limpio o con film plástico de cocina por 45 minutos en un lugar tibio (27ºC / 80˚F).

Hacemos la prueba del rebote para saber si la masa está lista.

Precalentamos el horno a 200°C / 400°F (arriba y abajo).

Pincelamos el pan con leche a temperatura ambiente o con nata.

Llevamos la trenza al horno y horneamos durante 30 minutos hasta que el pan esté de color castaño intenso o hasta que la temperatura interior sea de unos 92º a 94ºC / 198º a 200ºF. Si a la mitad del tiempo del horneado (15 minutos) vemos que la superficie se está dorando muy rápido, colocamos encima un pedazo de papel antiadherente para hornos para evitar que se queme.

Sacamos del horno y dejamos enfriar sobre una rejilla hasta que esté completamente frío.

Pan dulce trenzado tipo Challah


NUESTROS CONSEJOS:

  1. Si quieres conseguir extra brillo en el pan, úntalo con un huevo batido con unas gotas de leche antes de la fermentación final y lo vuelves a pincelar antes de introducirlo en el horno.
  2. Tradicionalmente se espolvorea con azúcar perlada. En el de la foto decoramos con crocante de almendras.

Disfrútalo en el desayuno o en la merienda con mantequilla y mermelada hecha en casa.

¡Una vez más te deseamos mucho éxito con la receta y hasta la próxima !!!

Print Friendly, PDF & Email
Etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Las siguientes reglas del RGPD deben leerse y aceptarse:
Este formulario recopila tu nombre, correo electrónico y e contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información revisa nuestra política de privacidad, donde encontrarás más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos tus datos.